Dentro de la competencia de la Defensoría se encuentran:

 

  • Conocer de actos contrarios a los derechos consagrados en la Legislación Universitaria, con excepción de las afectaciones de carácter colectivo; resoluciones disciplinarias; derechos de naturaleza laboral; evaluaciones académicas y de comisiones dictaminadoras, salvo que se viole un derecho universitario distinto de las excepciones; ni de las situaciones que puedan impugnarse por otra vía establecida en la Legislación Universitaria; así como de actos con más de 120 días de anterioridad. (Art. 7 y 9 fr. I del Estatuto y Art. 13 del Reglamento).

  • Emitir en caso necesario, recomendaciones dirigidas a las autoridades que vulneraron los derechos universitarios de algún alumno o profesor (Art. 9 fr. VIII y Art. 10, párrafo segundo del Estatuto; y los Arts. 3º, 27 y 36 del Reglamento)

  • Así mismo, puede formular las recomendaciones que considere convenientes para perfeccionar aspectos de la Legislación Universitaria en cuanto a los derechos de estudiantes y académicos (Art. 10, párrafo segundo del Estatuto y el Art. 36 del Reglamento)

 

Dentro de la competencia de la Defensoría se encuentran: 

 

  • Informar anualmente de sus trabajos al Consejo Universitario y al Rector (Art. 10 del Estatuto y los Arts. 34 y 35 del Reglamento)
  • Informar de manera especial cuando así se lo pida el Consejo Universitario y/o el Rector, de acuerdo a la importancia del asunto que así lo apremie. (Art. 37 del Reglamento)